Caso de estudio: Intel y Toshiba

Las estrategias de content marketing no solo se centran en crear contenidos para un blog o para redes sociales. La publicidad también genera contenidos. Y esto es precisamente lo que ha hecho una de las campañas más potentes hasta el momento, la de Intel y Toshiba.

Las nuevas tecnologías han sido las encargadas de dar un giro a la publicidad. Por su parte, los usuarios, cada vez más informados, han conseguido que las marcas creen piezas explícitamente orientadas a satisfacer necesidades.

Lo verás muy claro. Plataformas como Netflix o Amazon te permiten escoger la serie o programa que quieras. Y, además, a la hora que quieras. No hay necesidad de que las marcas interrumpan esos momentos de entretenimiento.

Entonces, ¿dónde queda la publicidad y hacia dónde se dirige para lograr crear conexiones con el consumidor?

Marcas y content marketing, ¿quién lleva qué a la fiesta?

El reto para las marcas es generar contenido útil. Lo comercial ha quedado a un lado. Ni cala en la audiencia ni consigue vender. Ahora necesitas generar contenidos imprescindibles para una audiencia con ciertas carencias que tú puedes cubrir. ¿Sabes por qué? Porque lo que el público quiere es interactuar con las marca. No quiere sentirse un peón dentro de tu estrategia de ventas.

Por lo tanto, la clave está en el contenido. Aunque, ¿sabes cómo crear acciones útiles?

Las estrategias de content marketing se dividen en tres fases o elementos.

  1. Producción.
  2. La distribución.
  3. El consumo.

Sin embargo, no puedes asumir que tienes la atención de la gente, por lo que esa parte de consumo necesita de métricas que lo constaten. Aunque hay alguien que ya ha investigado este último aspecto.

Twitter, ha realizado neuro-investigaciones para ver cómo actúa el cerebro ante estímulos lanzados en su propio feed. Encontró que lo que primero que captan las personas es el usuario, quién twitea. Aunque lo siguiente es lo que realmente te interesa para crear buenas estrategias de content marketing.

El contenido divertido o emotivo es el que refuerza el recuerdo. Y es precisamente ese recuerdo el que provoca interacciones.

Las emociones son quienes empujan a las personas a actuar. Algunas, comen cuando están tristes. Otras, hacen deporte tras ver un documental sobre el ejercicio. Todo afecta.

Los sentimientos que surgen dentro del usuario cuando ve, escucha o lee algo con lo que empatiza, influyen en su comportamiento. Y existe ciencia detrás que lo demuestra.

¿Qué es lo que diferencia al caso de Intel y Toshiba de las demás campañas?

Que fue más allá.

Narrativa transmedia: clave en estrategias de content marketing

estrategias de content marketing
Hagamos un repaso. Lo que la audiencia quiere es interactuar con la marca y sentir que forma parte de su vida. No quiere sentirse utilizada únicamente para que las empresas consigan ventas.

Por otra parte, las marcas que apuestan por estrategias de content marketing saben que gracias a los contenidos pueden generar emociones. Éstas son las encargadas de conseguir cierta empatía por parte del consumidor y alejarlos de esa idea de venta.

Aunque está todo pensado. La emoción refuerza el recuerdo de marca. Y estar en el top of mind de la audiencia potencial automáticamente genera ventas.

¿Cómo unir, entonces, la interacción, la emoción y el recuerdo?

A través de la narrativa transmedia. Lo que han hecho Intel y Toshiba.

Este concepto se trata de un relato a través de diferentes medios y plataformas de comunicación. El blog, los vídeos, ebooks, redes sociales, películas… Todo vale y todos los canales están unidos por un hilo conductor. Aunque lo mejor de todo es que el consumidor asume un rol activo. Que es lo que realmente interesa a las marcas.

Caso de estudio: The Beauty Inside

Se trata de una de las estrategias de content marketing más importantes hasta el momento.

El objetivo de esta colaboración entre Intel y Toshiba fue lanzar una campaña de branding potente, que consiguiera conectar con sus clientes y que, además, les permitiera dar a conocer el ultrabook Toshiba.

Un buen storytelling fue la mejor elección para cumplir esos deseos.

De hecho, el protagonismo de toda esta campaña transmedia se la lleva una historia de amor contada a través de 6 capítulos.

En esta historia, Alex es un chico que cada día amanece dentro de un cuerpo diferente. Aunque tiene un registro de cada una de sus apariencias físicas a modo de vídeo diario en su Ultrabook Toshiba.

Pasando por alto todas las dificultades a las que se somete el joven, éste lleva su situación de manera inteligente. Pero, como en toda historia, hay un giro. En este caso, cuando conoce a Leah y se enamora de ella.

Tienen una cita y todo va bien. El problema llega cuando al tener una segunda, él no tiene la misma apariencia física.

Pero, ¿cuál es el mensaje que se quiere transmitir? El propio título lo recalca: el interior cuenta más que lo exterior. Y es esto lo que se transmite en toda esta historia. De hecho, no solo se plasma esta idea en la historia de amor entre Leah y Alex, sino que también se transmite la misma idea con el cariño que tiene Alex por su Ultrabook Toshiba.

Este aparato pasa a ser algo más que un mero ordenador. Es sinónimo de recuerdos.

¿Por qué este es un caso ejemplar de Branded content?

estrategias de content marketingToma nota para futuras estrategias de content marketing. La clave de esta campaña está en la participación real de la audiencia en la propia historia a través de Facebook, la plataforma más utilizada por su target. Aunque posteriormente, los capítulos se iban lanzando en YouTube.

El cambio de la apariencia del protagonista es lo que permitió esa interacción entre la audiencia y la historia.

El funcionamiento de la campaña era el siguiente. Se creó una página en Facebook y se invitaron a usuarios a nivel global para participar en un casting para interpretar a Alex. Los usuarios, en este caso, tenían que subir vídeos para pasar a la siguiente fase y protagonizar la película.

Pero a la vez que esto ocurría, la página de Facebook permitía a los usuarios seguir la historia y cualquier contenido relacionado con ella. Desde imágenes hasta vídeos, el teaser, el making off…

El por qué de los resultados brillantes

La campaña se desarrolló entre agosto y septiembre del 2012. Intel y Toshiba consiguieron que los capítulos se hicieran virales, logrando más de 60 millones de reproducciones a escala mundial.

1.- Gran historia

La publicidad también crea historias alrededor de productos o servicios. Y esta es una de las ventajas que tienen estrategias de content marketing como la analizada hoy. Aunque lo realmente importante es saber aprovechar esta oportunidad.

Sin embargo, lo que Pereira O’Dell hizo aquí, va mucho más allá. Sobre todo, porque consiguió una narración nunca vista. Y eso es lo que hace que el contenido de la marca sea único y permanezca en el recuerdo por más tiempo.

2.- Integra el producto en la historia

El núcleo de la historia radica en el conflicto que existe al comunicar quién es en realidad y cómo le ve la gente. El mensaje es que lo que cuenta es algo interno, y esto es lo mismo sobre el chip Intel en el ordenador portátil Toshiba.

Tu ser interior es algo que la gente no suele ver, y el chip dentro de un ordenador portátil también es algo que normalmente no ves. Pero es muy importante, porque define el rendimiento de un ordenador de la misma manera que tu ser interno define quién es en realidad.

3.- Engagement con la audiencia

La audiencia consiguió involucrarse emocionalmente con el contenido. Precisamente, esa emoción es la que la llevó a interactuar y participar en la historia.

Se registraron cerca de 4.000 presentaciones, de las cuales 100 fueron elegidas para ser Alex por un día, y los participantes hablaron acerca de sus emociones más íntimas en sus propuestas.

Transmedia en estrategias de content marketing

El transmededia storytelling está relacionado con el deseo humano de compartir. Esa es la razón por la que esta técnica está tan ligada a las redes sociales, el paraíso de la interacción.

Se trata de conectar y emocionar de manera que el usuario sienta el deseo de hablar sobre un tema, crear contenido por él mismo y compartirlo. Y se puede hacer de muchas formas, tweets, shares en Facebook, un post en un blog, un meme… Todo acaba formando parte del engagement que buscan las marcas al utilizar este recurso.

Por eso, el papel de las redes sociales es fundamental en estrategias de content marketing de este tipo. Todo lo que tienes que hacer es estar a la última en las tendencias de social media y saber aplicar las novedades oportunas.

Sin embargo, por encima de todo, lo mejor para enterarte de las tendencias en redes sociales es formar parte de una plataforma de content marketing como Coobis. Un espacio que ayudará a cualquier marca a ganar en visibilidad.