Employee Advocacy, convierte en influencers a los empleados de tu marca

Influencer Marketing

Uno de los términos más recurrentes de los últimos años es el Employee Advocacy. Y es que, no es ningún secreto que los empleados son el recurso más crucial en cualquier empresa. Pero, lo que a menudo se pasa por alto, es que también son importantes dentro de las estrategias de marketing y comunicación: los trabajadores también pueden ser los embajadores más poderosos de una marca.

El Employee Advocacy es en sí, una estrategia de marketing utilizada por las marcas y empresas mediante la cual se promocionan a sí mismas a través del contenido generado por sus propios empleados. Especialmente, en redes sociales.

Esencialmente, el Employee Advocacy toma forma cuando los empleados usan sus propias redes sociales u otros canales de información para promocionar la empresa en la que trabajan. E, incluso, llegan a crear su propio contenido basado en la experiencia de trabajar allí, contigo.

¿Para qué sirve el Employee Advocacy?

Employee-Advocacy

La construcción de un compromiso real entre tu empresa, marca u organización y tu equipo de trabajo permite desarrollar lazos fuertes que hablen más de ti, de lo que tú puedes transmitir. Pues el WOM, o el boca a boca, continúa siendo la fuerza motora del mejor tipo de promoción que existe. Y, además, nadie sabe mejor lo que haces que quienes trabajan de la mano de tu marca.

A.- Construir autenticidad

Cuando tus empleados actúan como voceros de tus esfuerzos comunicacionales, suenas más sincero. El uso de  voces auténticas y confiables para tu empresa, que son incluso quienes hacen posible el funcionamiento de la misma, puede ayudar a mejorar la imagen de tu marca, aumentando así su credibilidad, pues serás honesto y mostrarás un rostro real.

B.- Mejorar el compromiso de los empleados y la cultura de la empresa

Dar a tus empleados una voz para representar a tu empresa puede ayudar a mejorar la cultura organizacional. Lo que puede hacer que tu organización sea un lugar atractivo para trabajar para los empleados actuales y captar futuros talentos.

C.- Piggyback en las publicaciones sociales de los empleados

Tu empleado promedio ya pasa al menos dos horas al día en las redes sociales. Entonces, ¿por qué no aprovecharlo en beneficio de tu empresa? Puedes hacerlo a través de un programa de Employee Advocacy en la que él o ella pueda divertirse creando. Simultáneamente, tú puedes disminuir las barreras entre tu público objetivo y tu organización.

Ten en cuenta que el contenido compartido por los empleados recibe 8 veces más engagement que el contenido compartido por los canales de marca. Eso significa 8 veces más me gusta, más shares y comentarios.

D.- Desarrollar líderes de pensamiento e influenciadores

El Employee Advocacy también puede ayudar a crear futuros líderes de opinión. Compartir continuamente contenido de la industria curado y de alta calidad los mostrará como expertos conocedores y ayudará a hacer crecer sus redes.

Además, el Employee Advocacy afecta a la forma en que los empleados se mantienen conectados entre sí, y con la administración de la empresa, lo que puede ser clave para reducir la rotación de empleados.

McKinsey sugiere que al implementar tecnologías sociales, las empresas pueden aumentar la productividad de sus trabajadores en un 20-25%. Lo que no parece nada descabellado si, además, mejora las relaciones entre equipos de trabajo. 

¿Por qué funciona el Employee Advocacy?

employee-advocacy-content

Casi todas las empresas, por más grandes o pequeñas que sean, saben que deben estar vivos en las redes sociales para hacer sostenible su promoción en la vida de las audiencias. Sin embargo, muy pocas organizaciones han entendido las brillantes características de desarrollar un plan de Employee Advocacy. Algo sorprendente considerando lo útiles que son para promocionarse en los entornos digitales.

Hay estudios que señalan que el mensaje de una marca puede tener un alcance de hasta cinco veces más que con publicidad tradicional cuando es lanzado desde la figura de un empleado real. Porque lo cierto es que tus empleados están conectados con 10 veces más personas que tu marca. Lo que significa que cuando comparten contenido, el conocimiento de la marca se dispara.

Como explica Jules Schroeder en Forbes, «el contenido que compartes representa quién eres y lo que representas: es tu huella digital«. Un programa de Employee Advocacy tiene muchas ventajas. Te permite combinar la creación de contenido de marca generado por ti, de terceros y generado por tus empleados. Porque, como en toda estrategia de maketing, es necesario ser coherentes en el mensaje.

Es decir que, en última instancia, un plan de Employee Advocacy ayuda a tus empleados a posicionarse de manera efectiva en las redes sociales. De esta manera, puedes enseñarles a utilizarlas y a romper con el paradigma de los influencers.

¿Qué dicen los expertos?

Un artículo reciente de Harvard Bussines Review señaló que solo el 19% de los casi 2.000 empleados globales encuestados, sienten firmemente que la experiencia laboral que sus empleadores promueven públicamente coincide con la realidad.

Lo que resulta en algo que seguramente tú también crees. La mayoría de los consumidores confían más en sus pares que en la voz de una marca. De hecho, el 60% de los consumidores consulta artículos en blogs, vídeos o publicaciones en las redes sociales sobre un producto antes de realizar una compra para conocer la experiencia de otros.

Sin embargo, la mejor manera de generar confianza en este panorama es dejar que sus propios empleados hablen por sí mismos. Usar sus propias voces para crear una impresión positiva como líderes de opinión.

Cuatro pasos para construir un plan de Employee Advocacy

pasos-para-crear-Employee-AdvocacyAnte este panorama, resulta bastante atractivo desarrollar un programa que, en primer lugar, acerque tu oído a lo que tienen que decirte tus audiencias y tus empleados. Además, hay que conseguir que sume en la construcción de relaciones más empáticas entre tu equipo y tú.

Si sigues considerando al Employee Advocacy como el siguiente movimiento a seguir en tu estrategia de contenido, estos son los cuatro pasos que podrán acompañarte en la construcción de la ruta.

1.- Alinea los objetivos comerciales de tu empresa con tu estrategia en redes sociales

En lugar de un enfoque casual basado en suposiciones, crea un plan de marketing aplicable a las redes sociales. Por ejemplo, usa las tuyas y las de tus empleados para obtener más información sobre tus clientes. Recopila datos como quiénes son, qué les gusta y qué dicen sobre tu marca.

El Social Listening, impulsado por tus acciones con empleados, brinda la oportunidad de participar, leer y analizar los comentarios de tus clientes a través de las páginas de tu empresa y de los perfiles de tus trabajadores.

2.- Actualiza la política de redes sociales escrita de tu empresa

Una política de redes sociales tiene muchos beneficios. El primero, es que permite que tus empleados comprendan mejor tu estrategia y  la razón de ser de tus objetivos de comunicación. Al mismo tiempo, tu organización está mejor protegida contra los riesgos de seguridad y contra posibles problemas legales, como las leyes de privacidad y la pérdida de credibilidad de la marca.

Como mínimo, tu política de redes sociales debe incluir detalles sobre cómo compartir información, publicar imágenes o contenido y confidencialidad. Así como que sea ilegal compartir información difamatoria o  despectiva.

3.- Elije a los miembros del equipo que harán parte de tu programa y edúcalos

Enseñar a tus empleados sobre la promoción de la marca es un paso importante. Comparte tu estrategia de redes sociales incluyendo por qué es importante y cómo ser un influencer de tu empresa a través del Employee Advocacy.

Fomenta el intercambio y el compromiso de hacer crecer la marca mediante la creación de contenido que sea relevante para que otros lo transmitan. Si es necesario, usa incentivos como una tabla de clasificación y comparte los aspectos más destacados. Además también puedes compartir las métricas de las publicaciones con más enagegment de los miembros de tu poderoso equipo de Employee Advocacy.

4.- Ayuda a los miembros de tu equipo a establecer su propia marca personal

Los empleados también deben entender por qué su experiencia y sus conexiones externas son importantes para la reputación de la empresa. Su influencia y áreas de especialización pueden llegar a una audiencia completamente nueva para la organización.

Ante esa situación, ayúdalos a promocionarse a través del contenido. Por ejemplo, con imágenes que muestran un evento de la empresa. Este tipo de acciones no solo muestran la cultura empresarial. También promueven una impresión y un nuevo planteamiento de lo que significa para los empleados.

Recuerda que la capacitación de tu equipo de Employee Advocacy debe ser continua. Hazlo constante y actualiza continuamente tu estrategia para que puedas, de forma colectiva, cumplir con los objetivos de la empresa.

Además, sería muy útil que pudieras proporcionar y mostrar muchos ejemplos del tipo de contenido que deseas que compartan. Eso sí, permite que sea de forma orgánica, no te impongas ante lo qué pueden compartir y cuándo.

No dejar que tu equipo se exprese y se muestre como es, es  la forma más rápida de desactivar a los empleados y condenar tu programa, que además, dejará de percibirse como honesto y perderá el sentido.

Coobis es una plataforma de Branded Content, SEO & Influencers que puede ayudarte a conseguir una mayor visibilidad para tu marca en redes sociales y otras webs. Haz la prueba y regístrate.