10 formulas para lograr escribir mejor

escribir mejor

¿Cuántas veces has deseado convertirte en un exitoso blogger y no lo has podido hacer porque temes tener errores en tu escritura? Y no sólo eso, sino que escribir mejor es una labor importante y útil en todo momento de la vida. Pues en cualquier circunstancia tendrás que escribir una carta de presentación, dar una opinión a través de Twitter, el pie de una foto que has subido en Instagram, escribir tu propio currículo, o tal vez peor aún, presentar un examen.

Pues, no importa la labor que debas realizar, en algún punto de la vida necesitamos escribir y es importante contar con las habilidades para hacerlo de la mejor forma.

De hecho, no importa solamente escribir, sino también quien leerá lo que hemos escrito, y esto es vital ya que el mensaje debe ser comprendido. De hecho, éste es el punto más importante a la hora de escribir. Para ello existen muchísimas técnicas, con el propósito de lograr escribir de la mejor forma, bien sea eliminando errores gramaticales, ortográficos, o para generar cierta reacción en el lector.

Fórmulas infalibles para escribir mejor

Las 10 formulas que a continuación te daremos a conocer, llevan implícito un todo de lo que hemos mencionado, así que si deseas aprender a escribir mejor, continúa leyendo:

1) Recuerda practicar diariamente: válete de un diario, un cuaderno, o cualquier papel que tengas a mano, allí puedes escribir cualquier cosa que sientas, o simplemente puedes proponerte una tarea más sencilla, como redactar un mensaje de Whatsapp de la mejor forma. Lo importante es que todos los días trates de escribir aunque sea un poco, para logres ver lo rápido que irás mejorando.

2) Colócate una rutina: además de escribir un poco cada día, debes convertirlo en un hábito. Trata de hacer esta tarea a la misma hora, pues tu mente necesita entender que existe una rutina y que ese momento que destines para escribir debe ser de mayor concentración. Es fundamental que escojas el momento más adecuado para hacerlo.

3) Establece un límite: aunque es recomendado para escritores, también es útil para todos, pues usualmente quien requiere servicios de escritura suele solicitar un límite de palabras, y es importante que el escritor pueda manejar este requerimiento y no extenderse tanto. Por ello, práctica tu escritura economizando las palabras, es decir, evita lo innecesario y escribe lo más esencial. Cada semana puedes practicar variando los límites de caracteres, entre 300 y 500, y así sucesivamente hasta que puedas lograrlo.

4) Sé imaginativo: sin importar lo que tengas que escribir, tu lector quizás sólo cuente con poco tiempo para leerte, así que evita los detalles que no sean necesarios esbozar al momento, y escribe lo más importante. Esto también te ayudará a ahorrar tiempo. Para lograr este reto tu imaginación será indispensable.

5) Busca tu inspiración: es falso que esta llegue sola, pues usualmente debes buscar hasta encontrarla. Empieza por tus referentes, o los temas que más te gusten, arma una carpeta y recurre a ella cada vez que lo necesites. Así, cuando no tengas idea de cómo seguir adelante con la escritura, puedes ir a ella, inspirarte y continuar escribiendo.

6)  Establece tus propias reglas: aunque ciertas normas de escritura no podrás evadirlas, pues forman parte del arte de escribir bien, la idea es que establezcas unas reglas que te sean propias. Por ejemplo, puedes crear tu propio manual de estilo, o una guía para ayudarte cuando sientas que no puedes continuar.

7) Pregunta: cuando escribes, obviamente lo haces sobre elementos externos a ti, incluso si esta práctica es un ejercicio privado. Por ello, es recomendable que preguntes, y pidas recomendaciones a otros. También puedes mostrarle lo que escribes, para escuchar su opinión y darnos cuenta si nuestro mensaje es comprensible. Tal vez la otra persona también pueda aportarnos buenas ideas para continuar.

8) Recurre a la tecnología: aunque la escritura haya sido una forma de expresión inventada hace miles de años, hoy día contamos con las bondades que ofrece la tecnología, y esta puede ser útil para desarrollar esta labor de la mejor manera. A través de distintas aplicaciones o páginas Webs, puedes estudiar los estilos de escritura de otros usuarios, y valerte de eso para tú mejorar.

9) Evita aislarte: aunque siempre es importante un poco de silencio y concentración para ejecutar esta labor, recuerda no aislarte del mundo, pues necesitarás también tener un pie acá para hacer esta práctica de la mejor manera. Pues, de acuerdo a los resultados de un estudio, llevado a cabo en la Universidad de Chicago, el “ruido blanco” o ambientes, puede ser de gran ayuda para el desarrollo de la creatividad. Antes de descartarlo, por lo menos intenta recurrir a este recurso, quizás pueda serte útil.

10) Analiza: ya que te has propuesto la meta de escribir mejor, a medida que vayas observando tus avances podrás estar en capacidad de responderte si lo has logrado, y esto puedes hacerlo comparando tus escritos actuales con los anteriores. De esta forma, podrás notar tu evolución y determinar si has logrado los objetivos que te habías propuesto en principio. Recuerda que esta práctica es constante para lograr mejores resultados cada día.